Hong Kong suspende corredor aéreo con Singapur por aumento de casos

La decisión es un duro golpe tanto para las maltrechas industrias turísticas de ambas ciudades como para otros países.

Compartir

Un corredor aéreo previsto entre Hong Kong y Singapur fue suspendido este sábado, un día antes de su lanzamiento, después de que la ciudad semiautónoma del sur de China anunciara un aumento repentino de casos de coronavirus.


Esta ‘burbuja’ aérea iba a ser lanzada el domingo por la mañana, pero Hong Kong anunció que el proyecto tenía que ser aplazado dos semanas debido a un aumento de los contagios de coronavirus.

«A la luz del reciente incremento de casos locales, decidimos, junto con el Gobierno de Singapur, aplazar dos semanas el lanzamiento de la ‘burbuja’ de viajes aéreos», dijo a la prensa el secretario de Comercio, Edward Yau, citado por la agencia de noticias AFP.

El viernes, Hong Kong suspendió las clases presenciales para algunos alumnos de escuelas primarias después de que su principal funcionaria de salud dijera que los contagios de coronavirus se estaban descontrolado a gran velocidad.

La excolonia británica registró 36 casos de coronavirus de transmisión local en las últimas 24 horas, tras semanas con cifras de un solo dígito, informaron autoridades.

En especial, 13 provenían de fuentes de transmisión desconocidas, lo que hace temer que la ciudad tenga una nueva ola de infecciones fuera de control.

«Este es un serio recordatorio de que el virus sigue con nosotros, e incluso mientras luchamos por recuperar nuestras vidas normales, el viaje estará lleno de altibajos», escribió en Facebook el ministro de Transporte de Singapur, Ong Ye Kung.

Ambos territorios sufrieron de lleno el colapso de la economía mundial.

Desesperados por ayudar a los sectores clave del turismo y la aviación, Hong Kong y Singapur presentaron este plan que permite viajes limitados y sin cuarentena entre ambas ciudades.

Esta ‘burbuja’ aérea, que aún podría seguir adelante si disminuyen los casos, es estricta. Cada día, unos 200 ciudadanos de estos dos territorios recibirán autorización para realizar este trayecto.

Solo las personas que hayan pasado en Hong Kong o en Singapur al menos dos semanas y presenten un test negativo de coronavirus podrán embarcar en los aviones.



Compartir